Descubre la receta secreta: cómo hacer aceite de albahaca casero en simples pasos

como hacer aceite de albahaca

Si eres amante de la cocina y te gusta experimentar con nuevos sabores y aromas, seguro te encantará aprender cómo hacer aceite de albahaca casero. La albahaca, conocida por su fragancia distintiva y su sabor fresco, es una hierba versátil que se utiliza ampliamente en la gastronomía de muchas culturas alrededor del mundo.

El aceite de albahaca es fácil de hacer y agrega un toque especial a tus platillos. Para empezar, necesitarás albahaca fresca de buena calidad, preferiblemente orgánica. Lava y seca las hojas de albahaca antes de utilizarlas para evitar la proliferación de bacterias.

Quizás también te interese:  Guía completa: Cómo enseñar a tu cachorro a hacer sus necesidades de manera efectiva

Una vez que tengas tus hojas de albahaca listas, llena un frasco de vidrio limpio con ellas. Puedes romper las hojas en trozos más pequeños para liberar aún más su aroma. Después, vierte aceite de oliva virgen extra en el frasco, asegurándote de cubrir completamente las hojas de albahaca. Tapa el frasco y guárdalo en un lugar fresco y oscuro durante al menos dos semanas para permitir que el sabor de la albahaca se infunda en el aceite. Al finalizar este proceso, tendrás un delicioso y aromático aceite de albahaca casero para añadir a tus ensaladas, pastas o cualquier otro platillo que desees realzar con su frescura.

Índice

Relacionados

Subir